Valentino Mazzola

El apellido Mazzola es sinónimo de balompié en Italia. La historia comenzó con Valentino Mazzola, el legendario capitán y máximo goleador del Torino de la década de los años 40, equipo con el que ganó entonces cinco campeonatos italianos consecutivos.

También se le nombró capitán y titular inamovible del seleccionado azzurri de la postguerra. Los expertos señalan que Valentino posiblemente haya sido uno de los delanteros más habilidosos que dio Italia.

De buena postura física y gran personalidad para "ponerse el equipo al hombro" cuando las circunstancias lo requerían, este zurdo nato reunió las características básicas del fútbol de su país: dotado de una gran resistencia física.

Dentro del campo de juego fue un luchador incansable. Pero a diferencia de los "obreros" que sólo marcan, Valentino era además un jugador creativo, poseedor de una gran capacidad técnica.

En aquellos años que siguieron a la culminación de la guerra, Mazzola se convirtió en uno de los ídolos más queridos y respetados por la afición, porque con su temple, sacrificio y habilidad, ayudó como el Ave Fénix, a resucitar de las cenizas al fútbol de la península, enterrado como consecuencia de la contienda bélica.

Pero la desgracia que no le ocasionó la guerra a la familia Mazzola, sí lo provocó un accidente aéreo. A los 30 años de edad, estando en 1949 en la cumbre de su carrera deportiva, Valentino falleció trágicamente junto a toda la delegación del Torino, al regresar de un partido en el norte de Italia. Las investigaciones que se hicieron indicaron que el causante fue la neblina existente.

Le llevaría muchos años al fútbol italiano reponerse de semejante desgracia, porque aquel equipo era también la base principal del seleccionado azzurri. Sin embargo, y como consuelo para la propia familia y los aficionados, el apellido Mazzola seguiría mencionándose casi con el mismo respeto y admiración a cuando jugaba Valentino, porque su hijo Sandro se convertiría tiempo después, en otro de los grandes del balompié itálico.
Fuente: Univision

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada